A la hora de cocinar existe la eterna pregunta acerca de si es bueno o no usar aceites. Sin embargo, los expertos coinciden en que el aceite de oliva, especialmente el extra virgen, es excelente para la salud. Aquí te mostramos algunos beneficios que obtendrás cuando incluyas en tu dieta aceite de oliva.

El aceite de oliva es extraído de las aceitunas, el fruto del olivo.

El ácido graso predominante en el aceite de oliva es una grasa monoinsaturada llamada ácido oleico, que constituye el 73% del contenido total de aceite.

Los estudios sugieren que el ácido oleico reduce la inflamación e incluso puede tener efectos beneficiosos sobre los genes relacionados con el cáncer.

Las grasas monoinsaturadas también son bastante resistentes al calor, por lo que el aceite de oliva extra virgen es una opción saludable para cocinar.

El aceite de oliva contiene grandes cantidades de antioxidantes. Estos antioxidantes son biológicamente activos y pueden reducir su riesgo de enfermedades crónicas.

Además de sus ácidos grasos beneficiosos, contiene vitaminas E y K.

El aceite de oliva virgen extra puede reducir la inflamación, lo que puede ser una de las principales razones de sus beneficios para la salud. Se cree que la inflamación crónica es uno de los principales impulsores de enfermedades, como el cáncer, las enfermedades cardíacas, el síndrome metabólico, la diabetes tipo 2, el Alzheimer, la artritis e incluso la obesidad.

También combaten la inflamación y ayudan a proteger el colesterol en la sangre de la oxidación, dos beneficios que pueden reducir su riesgo de enfermedad cardíaca.

El aceite de oliva virgen extra es bastante nutritivo.

¿Ya te convenciste? Entonces comienza a consumir aceite de oliva y haz tu pedido llamando a https://www.addyucca.com.mx.